miércoles, 31 de marzo de 2010

Despiden a trabajadores de dos radios en Rosario, Argentina


















Poderes de la oligarquía, pertenecientes a administraciones de gobierno nefastas para la Argentina, ahora son dueños de medios como José Luis Manzano y Daniel Vila, los esbirros tras el despido de unos 30 trabajadores de dos radios FM, LT8 y LT3, en la provincia de Santa Fé en Rosario.

Desde las 6 de la mañana de este martes 30 de marzo, los trabajadores recibieron en sus casas las cartas de despido, fue así como desde esa hora empezaron a movilizarse, informando a los diferentes gremios de esta agresión patronal contra la comunicación y la vida de estas personas.

El conflicto se origina a raíz de que la empresa de Vila y Manzano, dice no tener los suficientes recursos para administrar las 4 radios que poseen (2 AM y 2 FM) y el periódico principal de Rosario, denominado "La Capital".

A las 3 de la tarde hubo una marcha con un centenar de colegas y personas de distintos gremios que fueron a apoyar a quienes fueron despedidos. Aparentemente, estos despidos no sólo son por "reducción de nómina", para economizar, sino que tienen un tilde de persecución política, ya que muchos de los despedidos (qué casualidad) están a favor de la nueva Ley de Medios que se ha aprobado en Argentina.

El Sindicato de Prensa Rosario (SPR-CTA), la Asociación Argentina de Trabajadores de la Comunicación (AATRAC), el Sindicato Unico de Trabajadores del Espectáculo Público (SUTEP) y la Sociedad Argentina de Locutores (SAL), decretaron un paro total de actividades a partir de las 6 de la mañana en las dos emisoras hasta la reincorporación de l@s compañer@s despedidos por la patronal del monopolio.

La ley de medios en Argentina es una ley que tiene como fin la democratización de los medios de información, ciertamente que esto a los grandes monopolios informativos no les interesa.

Los trabajadores unidos, a pesar de la presencia de partidos de oposición al gobierno de Cristina Kirchner, demostraron que la clase está por encima de esto, la necesidad de solidarizarse con nuestr@s camaradas, una pequeña lección que da el proletariado.